21.11.03

Ojo de cerradura

Sólo he visto la casa de Michael Jackson desde el aire, que viene a ser como espiar a través de un agujero de cerradura infinito encaramado a un helicóptero. Aunque al espiar a MJ nunca se ve a MJ. Ni siquiera se ve un jardinero ocupado en un trozo de césped, a pesar de que hay allí césped para cubrir 5.000 estadios de fútbol. Ni un niño que corra tras un balón. Por ese agujero de cerradura del cielo se ve únicamente la soledad, medida por las enormes agujas del reloj que espera a la entrada. Sólo eso.

Parece una cerradura inocente, porque nunca conseguirá burlar ninguna pared, pero todo el mundo sabe que no lo es. Ayer pensaron que pasaba un avión asomándose por encima de la Casa Blanca, y los empleados de seguridad sacaron a todo el mundo del edificio. No sé lo que se ve desde encima de la Casa Blanca. Sólo he visto la Casa Blanca desde el jardín trasero, cuando el presidente baja del helicóptero, que es el único que tiene permitido espiar ese agujero. Como sucede con todas las puertas de cualquier casa, que sólo el dueño puede abrir sin haber llamado antes. Pero parece que es incluso peor mirar sin el dueño dentro. Bush había ido a Londres a ver qué carteles le habían preparado, y MJ grababa en Las Vegas un vídeo para un programa que se terminó cancelando. Y debería estar el dueño guardando las cerraduras. Por si acaso. Aquí tenemos la principal diferencia entre reinar en el pop y presdidir una república. Tapar las miserias de las alcobas está al alcance de cualquiera: bastan un par de matones merodeando por los pasillos. Pero para cegar una cerradura infinita se necesitan al menos un par de vuelos de cazas de combate. Aunque quizá no sea sólo eso.

Cada uno escoge el grosor de las puertas teniendo en cuenta lo que va a poner detrás de ellas. Y las puertas hechas con cazas son más gruesas que las levantadas por matones. Sin embargo, después de haber visto la casa de MJ desde el aire, en la que sólo cambia la posición de las agujas bajo el letrero del país de Nunca Jamás (Neverland), no consigo imaginar qué podría haber visto el piloto del avión que fuera peor que esa tristeza.

15 comentarios:

  1. Ochito23:57

    Yo ví un día a MJ organizando una barbacoa, y mientras Bush azotaba con arte “el fuego”, MJ se entretenía con “lo suyo”.

    Hay que ver, en que mundo vivimos…

    ResponderEliminar
  2. No te creo. No me preguntes por qué, pero no te creo.

    ResponderEliminar
  3. Marlow23:57

    Hace poco vieron a MJ con Kapuscinski en un túnel de metro. Intentaban cazar un trasgu con un rodaballo con pimientos.

    Hay gente pa to, maehtro…

    ResponderEliminar
  4. No puedes ponerle Manolo, del mismo modo que no vale para nada un rodaballo envuelto en pimientos. Estarán vagando por los túneles como dos bobos con un rodaballo con pimientos. Con olorcillo y todo, pero no consguirán un trasgu.
    Vamos a ver si no liamos las cosas, ¿eh?, vamos a ver…

    ResponderEliminar
  5. luisoyomismo09:37

    Vamos a ver porque vamos a ver y es que vamos a ver porque vamos a ver

    ResponderEliminar
  6. luisaragonés09:39

    El problema es el siguiente: Kapuscinki no le está dando minutos a MJ, y así no vamos a conseguir que se integre en el equipo. Y es que siempre le pasa lo mismo, recordad que el año pasado Trasgu, que costó una pasta, no marcó ni un gol hasta la jornada 15 Metro 2 - Neverland 0. Por cierto, lo de poner a Bush de centrocampista, cuando su puesto natural es el de extremo derecha, eso sí que me parece de juzgado de guardia.

    Ps: Ochito, a Manolo déjalo, que bastante tiene con llevar el bombo.

    ResponderEliminar
  7. Es lo que pasa cuando sacas a la gente de su sitio. Si Bush se hubiera quedado de lateral…

    ResponderEliminar
  8. Ochito09:39

    Yo sigo a lo mio. Vamos a ver, la pregunta es la siguiente: si “Michael Jackson” es un nombre más sencillo de escribir que “Kapuscinki”, ¿por qué no escribimos “K” en vez de “Kapuscinki” y “Michael Jackson” en vez de “MJ”?. Claro, como nuestro querido David empezó a escribir “MJ”, ahora todos como borregos (con perdón y sin intención de ofender), escribiendo “MJ”…

    PD: yo me niego a escribir “Kapuscinki” , lo único que hago es copiar el nombre y pegar, y pegar, y pegar…acabaré matando al “Kapuscinki”

    ResponderEliminar
  9. Marlow09:41

    Querido L: he releído tu último comentario hasta la saciedad y he de decir que no estoy en absoluto de acuerdo con esta teoría tuya sobre cómo los versos de los trovadores medievales influyeron en la depilación genital de la sociedad francesa de finales del siglo XIX.

    Creo, además, que cuando dices que “d s m n d v”, ofendes clarísimamente al pueblo mozambiqueño, que tantos y tan buenos delanteros ha dado a las ligas nacionales africanas.

    ResponderEliminar
  10. Me parece, Marlow, que haber tenido novia (o lo que quiera que fuera) mozambiqueña te confunde a la hora de juzgar delanteras.
    A Luis no sé bien qué es lo que le confunde.

    ResponderEliminar
  11. elposteadoranteriormentellamadoLuis09:41

    Queridos y menos queridos: espero que entendáis que esto no puede seguir así. Ha llegado el momento de hacerse mayor. No puedo seguir viviendo a la sombra de Deiviz, con vivir a su lado ya me basta. Por eso, he decidido independizarme, bitacoralmente hablando, y he creado un blog para mí. Estáis todos invitados.

    www.lasfotosmascalientesdemarlowenmozanbique.mz

    Si venís a verme os invito a torreznos virtuales.

    Ps: Marlow, creo que lo de la saciedad lo debes de haber leído en otra parte, yo he releído mi mensaje y no soy capaz de encontrala.

    ResponderEliminar
  12. Ochito09:41

    Afamados criptólogos están trabajando en el mensaje de L. La CIA, por encargo de B, ha puesto a funcionar todos sus dispositivos de defensa contra ataques aéreos. Seguiremos informando.

    ResponderEliminar
  13. ¿Puede un criptólogo ser afamado? Creo que ocultas algo…

    ResponderEliminar
  14. Yo conozco a uno afamado; M. Consiguió descifrar la composición de la coca-cola. Pero creo que ha desaparecido. Será que la fama no le va.

    ResponderEliminar