16.8.07

El diario caligrafiado

Hay un lugar en la India donde desde 1927 todos los días escriben un periódico a mano. Cuatro calígrafos dedican tres horas a colocar todas las palabras en urdu en cada página del Musalman. Cuando se equivocan, tienen que empezar de nuevo desde el principio. Periodismo lento, casi amasado.

Aunque no es sólo la lentitud. La historia que publica Wired también habla del final del Musalman, igualmente lento en su aproximación desde el horizonte. Se apaga al mismo ritmo de esos calígrafos de urdu o katibs que arman las páginas del diario. Syed Fazlulla, el director, cuenta que "los verdaderos profesores [de caligrafía urdu] están todos muertos, o son tan viejos que están ciegos y ya no pueden usar las manos".

Technorati tags: